Cirugia genital varon

Cirugía genital en el varón

En primer lugar hay que dejar bien claro que esa publicidad donde se le ofrece a un hombre que su pene será alargado entre 7 y 10 cm y engrosado entre 4 y 8 veces su diámetro es totalmente engañosa y crea falsas expectativas en el paciente, lo cual posteriormente puede conducir a malos entendidos que estropearán la relación médico-paciente,

Existen unos métodos físicos y quirúrgicos. Los físicos consisten en unos extensores de pene que, utilizados correctamente, y según la edad del paciente, permiten conseguir un alargamiento de 2 cm. Dependiendo de la anatomía del pene, los métodos quirúrgicos también permiten conseguir un alargamiento de 2 a 4 cm en fase de reposo. La longitud en erección continuará siendo la misma que antes de la faloplastia.

La cirugía que se realiza para alargar el pene consiste en desinsertar el ligamento suspensorio del pene, lo cual permitirá una elongación en flacidez de entre 2 y 4 cm en términos reales. Ofrecer más de esto es crear falsas ilusiones en el paciente

En erección, se considera un pene pequeño cuando mide menos de 12 centímetros, Cuando el pene está en reposo se considera micropene si tiene menos de 6 centímetros de longitud. Pero hay que tener en cuenta que el tamaño de un pene en reposo no tiene mucho que ver con el que puede alcanzar en erección.

Lo más frecuente es que los penes pequeños crezcan más que los grandes para alcanzar el mismo tamaño en erección. Por eso, ver un pene en reposo pequeño no dice mucho de cómo será cuando entre en erección.

En ocasiones existen penes con una longitud normal (aprox.13 centímetros) pero con una longitud de circunferencia por debajo de los 12 centímetros: son penes muy delgados. En estos casos, es posible el engrosamiento del pene con grasa autóloga (del propio paciente) .

La técnica consiste en la colocación de tejido autólogo (grasa del propio paciente) debajo de la piel y el dartos (una estructura íntimamente unida a la piel que recubre el pene). El resultado es inmediato. Este injerto es definitivo y se reabsorbe en mínima cantidad.

Aunque el engrosamiento final depende del espesor de la grasa, no es aconsejable aumentar más de 2 cm.

Durante el post-operatorio el paciente debería mantener una abstinencia sexual completa durante un mes aproximadamente. En todos los casos es de suma importancia un reposo adecuado para facilitar la fijación de los tejidos y evitar su desplazamiento. No es una intervención dolorosa y a las 12-24 horas el paciente puede ser dado de alta, salvo complicaciones. Se realiza con anestesia loco-regional.

SECPRE.ORG   ISAPS.ORG